Ana Ballabriga y David Zaplana, escritores

escribimos a dos teclados

Agenda de marzo 2019

Este mes viene cargado de actividades. Fundamentalmente estaremos en Ibiza, Murcia y en varias localidades de la provincia de Huesca. En el menú hay desde tertulias literarias hasta talleres sobre novela negra.

Si quieres ampliar información, aquí tienes el enlace.

Los cócteles de Rose Black

A Rose Black y a sus amigas, Xesca, Ámbar y Giselle, les encanta reunirse en el Sugar, un bar situado en una terraza de estilo tropical con vistas al Mediterráneo. Al menos una vez a la semana procuran quedar para ponerse al día de sus trabajos, familias y amores, y lo hacen mientras disfrutan de un buen mojito.

Pero el mojito no es el único cóctel que aparece en Soy Rose Black.

MANHATTAN

El manhattan es una bebida realizada a partir de la mezcla de angostura, whisky, vermut y hielo, y que se suele decorar con una cereza.

El cine ha inmortalizado este cóctel en una escena del clásico Con faldas y a lo loco (Billy Wilder, 1959), en la que Marilyn Monroe, en su papel de Sugar, prepara un manhattan en una bolsa de agua caliente.

BLOODY MARY

El bloody mary se prepara mezclando vodka, zumo de tomate, sal y pimienta negra, salsa Worcestershire, una cucharada de salsa tabasco y un chorrito de zumo de limón o de lima.

El origen del nombre parece provenir de la reina María Tudor, quien reinó en Inglaterra en el siglo XVI, y que fue muy beligerante en su lucha religiosa contra los protestantes. Por ello se la apodó bloody Mary.

DAIQUIRI

Este cóctel también procede de Cuba. Sus ingredientes básicos son el ron blanco y el zumo de lima.

El daiquiri fue popularizado por Ernest Hemingway, quien acuñó la frase “mi mojito en La Bodeguita, mi Daiquiri en El Floridita”.

Para saber más sobre Rose Black pincha aquí.

Un lugar llamado Casas Ahorcadas

Hay lugares donde llegas y te sientes en casa. El club de lectura Las Casas Ahorcadas de Cuenca forma parte de esos lugares.

Llegamos el viernes 11 de enero, en plena ola de frío. Abrigados como esquimales, nos encontramos con Sergio Vera Valencia (alma pater del club de lectura) y José Ángel Vera Álvaro, quiénes nos llevaron hasta la biblioteca, donde tuvo lugar la presentación del libro y el posterior debate con los miembros del club. Allí ya nos esperaba Ana Valencia, encargada de la organización, y un numeroso grupo de miembros del club, además de amigas como Rita Rodríguez y de algún curioso.

Preguntas interesantes, incómodas, agudas o que incitaban a la reflexión. Las fuimos contestando todas (o eso creemos), en una tarde intensa y que resultó ser cálida como la de un viernes de junio.

El club de lectura Las Casas Ahorcadas se inició hace siete ediciones. Organiza encuentros con autores durante todo el año pero en el mes de abril celebra su encuentro de novela criminal.

Cuenca, ciudad patrimonio de la humanidad y de la hospitalidad.

 

Off the record: 

  • Qué cena tan estupenda acompañados de muchos de los amigos del Club.
  • Nuestra presentación coincidió con el nacimiento de Marta. ¡Enhorabuena, Ana!
  • El sábado tuvimos clase magistral en el Museo de Arte Abstracto de Cuenca, a cargo de la guía más entusiasta que hemos conocido. ¡Gracias, Mercedes!

XXXI Semana Negra de Gijón

Foto GijonPor segunda vez volvimos a visitar la Semana de Novela Negra de Gijón, un festival popular, donde la gente va a tomar mojitos, pasear por la feria y, quizás de paso, adentrarse en una de las tres carpas preparadas para los encuentros con los escritores. Una vez más, ha sido una experiencia maravillosa para nosotros. Hemos podido charlar sobre temas relacionados con la violencia contra las mujeres con gente tan interesante como Mariti Pereira y Cristina Fallarás, sobre la tradición literaria española (y otros temas aún más sesudos como las inspecciones de Hacienda) con Luis Arigue (Donde siempre es medianoche) y Javier Sagastiberri (Un dios ciego). Y nos tomamos una cañita fresca con la jefa, Susana Rodríguez (Te veré esta noche). Hemos conocido al gran José Luis Muñoz (Los perros), Noelia Lorenzo Pino (Corazones negros), Carles Quilez (Sigue la mala vida), Rosa Valle (Sonarás bajo las aguas), Luis Redondo (Cenizas en el agua) y Juan Muñoz (El color de la tormenta). Gracias a todo el equipo de la Semana, capitaneado por Ángel de la Calle (Pinturas de guerra), y especialmente a quien ha organizado nuestra mesa, Beatriz Rato (Como una gota de miel en el corazón).

Y gracias a los lectores que, entre mojito y mojito, tuvieron a bien acompañarnos la pasada tarde de martes.

P.D. Echamos de menos a Juanjo Braulio, Xavier Borrel, Elia Barceló, Silvia Fernández y Miguel Ángel de SomNegra.

XXX Semana Negra de Gijón

Semana Negra de Gijón o todo comenzó con una mochila

Viernes doce de la noche. David y yo llegamos al hotel en Gijón. Después de un largo trayecto en tren (el Transpeninsular) nos acostamos en la cama con la incertidumbre de saber qué va a pasar con dos chicos de provincias en la capital de la novela negra.

Sospechosos

Con Xavier Borrell

Al día siguiente, damos un breve paseo hasta el mítico hotel Don Manuel, donde hemos quedado a mediodía con Xavier Borrell para hacer una entrevista para el espacio “Todos somos sospechosos” de Radio3. Allí Xavier nos asalta con la grabadora y hacemos nuestra primera entrevista, mientras un señor aparentemente distraído y desde una mesa cercana, nos escucha nombrar varias veces la palabra sexo no habitual y violencia, mezclado con palabras como moral, detective y mujer fatal. Es nuestro particular resumen de “Ningún escocés verdadero”. Termina la entrevista, y solo por haber compartido este rato con Xavier, ya nos ha merecido la pena venir al festival. Nos despedimos, él tiene que seguir con su meteórica agenda de ruedas de prensa y entrevistas, y decidimos ir a dar un paseo por el barrio de Cimadevilla. Pero aquí el destino (materializado en nuestro despiste habitual) interviene. ¡Nos hemos olvidado nuestra mochila en el Don Manuel!

ConJuanjoBraulio

Con Juanjo Braulio

Regresamos al hotel y allí recojo la dichosa mochila, avergonzada por el despiste (el señor de la otra mesa aún está allí sentado). Al volverme, sentado junto a su mujer Yolanda, está Juanjo Braulio (autor de “Sucios y malvados”). Como son tan generosos, nos invitan a sentarnos y a charlar un rato. Un rato que se transforma en comida, merienda, presentación de libro y cena). Y, por suerte, a la hora de la comida, volvemos a encontrarnos con Xavier Borrell, periodista incansable, que también presentaba libro “El baile de los negros“.

SomNegra

En el stand de Somnegra

Gracias a Xavier y a Juanjo tenemos la ocasión de conocer a Miguel Ángel Díaz, alma mater de la joven pero ya legendaria librería Somnegra. Es increíble hablar con él por todo lo que sabe del mundo negro. Como somos unos fetichistas ¡nos hacemos una foto en Somnegra!

Llegamos al hotel a dormir cansados pero felices.

Al día siguiente desayunamos en Don Manuel, a tiempo para despedirnos de Juanjo Braulio, al que volveremos a ver en septiembre en Cartagena Negra. Y es aquí cuando conocemos a una escritora de la que nos ha maravillado su generosidad. Yo conocía a Elia Barceló por su paso por el Premio Mandarache de Cartagena.

EliaBarcelo

Con Elia Barceló y Silvia Fernández

Pero aquí, en Gijón, hemos tenido la oportunidad de conocerla más a fondo. Fue Silvia Fernández (prensa de editorial Roca) quien nos propuso ir a tomar unos vinos. Y así, con la copa de vino blanco en la mano, compartieron sus conocimientos sobre el mundo del libro y brindamos por el futuro de la literatura. Gracias, Elia y Silvia por ser tan accesibles y por permitirnos aprender tanto de vosotras.

Comida

Estupenda comida con Miguel Ángel Díaz, Xavier Borrell y Paco Taibo, entre otros

Al volver a Don Manuel, coincidimos de nuevo con Xavier Borrell y con otros compañeros, y comimos con él y con el mítico. Paco Taibo. Así que nos jamamos una paella gijonense (que no estaba nada mal) mientras Paco Taibo nos contaba anécdotas divertidas, como la de encontrar flores de plástico en jarrones con agua en un hotel donde estuvo alojado.

RecienLlegados

Con compañeros de tertulia

Después ya tocaba el turno de justificar nuestra estancia en la Semana Negra. Para eso habíamos ido, para hablar de nuestro libro. Fue en la tertulia de recién llegados, apadrinados por Ángel de la Calle, en la carpa del encuentro. Coincidimos con compañeros que, como nosotros, están intentando convertir la literatura en su forma de vida.

Y terminamos nuestra estancia escuchando la presentación de “El color del silencio” de Elia Barceló.

En fin, que llegamos a Gijón nerviosos por lo que podía acontecer en un festival tan importante, sin saber que nos íbamos a encontrar con gente del mundo literario tan generosa y tan acogedora. Y pensar que todo comenzó porque nos olvidamos la mochila.

No llegamos a pasear por Cimadevilla. Queda pendiente.

Grupo

Con Yolanda, Juanjo y Xavier

Libros

Nuestros souvenirs de la Semana Negra